Bodas (14) Bodas (15) Bodas (17) Bodas (16) Bodas (18) Bodas (19) Bodas (20) Bodas (21) Bodas (22) Bodas (23) Bodas (24)
<
>
INTRODUCCIÓN

Para una pareja de novios que se casa en Barcelona, y para el fotógrafo que cubre el evento de la boda, uno de los escenarios, por excelencia, para abordar una buena sesión fotográfica con los novios es el Parc de la Ciutadella en Barcelona.

El Parc de la Ciutadella era en su origen una ciudadela militar. Un enclave, próximo a Barcelona, fuera de murallas, construido tras la caída de Barcelona en 1714, con el doble fin de afianzar un sistema defensivo, de cara a posibles ofensivas militares y para controlar la ciudad de Barcelona, que había sido afecta al bando perdedor, el de los Austria, dentro de uno de los conflictos europeos por mantener un equilibrio de fuerzas, entre estados y casas reales en Europa y conseguir mayor hegemonía. Como cualquier conflicto de carácter bélico, una minucia para los estadistas europeos pero una tragedia de primera magnitud para los ciudadanos “in situ”.

Sobre los detalles de su construcción, amén de los históricos y su interpretación, hay numerosa bibliografía a disposición. Comentar que durante años, su derribo y conversión en jardines fue un proyecto perseguido por ciudadanía y próceres de la ciudad. Durante la exposición Universal de 1888, se construyeron algunos pabellones, que aún se conservan. Actualmente, además de jardines, una capilla militar, museos y un centro de secundaria, en su interior se haya el Parlament de Catalunya. Y como jardín es uno de los pulmones de la ciudad, lugar de recreo de ciudadanos y visitantes de la ciudad. Recurso imprescindible para fotógrafos, para sesiones con modelos, y cómo no, para reportajes de boda.

 

PARC DE LA CIUTADELLA

El Parc de la Ciutadella es una fuente inagotable para realizar sesiones fotográficas, y entre estas, cómo no, para realizar Reportajes de Boda. Aquí hemos de decir que la sesión o reportaje de bodas, será más lucido cuanto más se impliquen los novios y cuanto más tiempo haya para realizarlo. He hablado de sus rincones, pues ofrece varios. Uno de ellos, puede que el más espectacular, es una gran fuente monumental con escalinatas. Solo en esta fuente, te puedes pasar un día. También es un lugar bonito y punto de parada imprescindible, en el que hay que hacer cola, la estatura del Mamouht. Vayas a la hora que vayas siempre encontrarás a alguien haciendo una fotografía, ya sea a un apareja de novios o a un niño o niño. La estatua mola, y para niños y padres es como un imán.

No es la única estatua que hay en el Parc de la Ciutadella, está la de una señora que yo llamo señora con paraguas, con una vestimenta muy decimonónica, pero atractiva y molona para contrastar con los vestidos de novias damas de compañía u otros modelos que se puedan lucir. Y por supuesto, la que yo creo la estrella de la función, aunque tal vez sea la más desconocida y la que pueda pasar más desapercibida. Se trata de la copia de “El desconsol” del escultor modernista Josep Llimona,  Naturalmente que hay muchas más, solo hay que descubrirlas.

También hay, en el Parc de la Ciutadella, un pequeño estanco por el que se puede pasear en barca. Desafortunadamente no tengo ninguna fotografía de este, pues aún no he encontrado a unos novios, lo suficientemente atrevidos como para aceptar el reto de subir en una de esas inestables barquitas, y lo entiendo, es todo un reto subir con el vestido de novia. Pero os aseguro, de que en el momento en que tenga una post-boda, sesión especial para deconstruir el vestido de novia, pondré unas fotos con las barquitas y los novios.

Naturalemente el Parc de la Ciutadella nos ofrece mucho más, columpios, grandes avenidas con vistas y horizontes “infinitos” y con líneas muy marcadas para dirigir la vista del espectador, una plaza con glorieta, farolas vintage, espesura, setos, edificios, árboles frondosos y árboles desnudos… diferentes especies vegetales para salpicar nuestras sesión con lo que queramos, todo un festival.

LA SESIÓN EN EL PARC DE LA CIUTADELLA

La sesión en el Parc de la Ciutadella, de la que vais a ver las fotografías, las centre en torno a la fuente monumental y la gran escalinata que posee. Realizamos alguna fotografía en los alrededores de la escalinata y aprovechamos, en los accesos exteriores, concretamente en el Passeig Lluís Companys, el espectáculo de un hombre que hacía pompas de jabón, amén de alguna fotografía curiosa con el Arco de Triunfo como fondo.

Tengo que decir que la pareja de novios estuvo genial. No solo se prestaron a lo típico, también posaron con los turistas que había por la zona, y se dejaron fotografiar junto a ellos. Es increíble, aún después de tantos años me sigo sorprendiendo, de la expectación, pasión y simpatías que despierta una pareja vestida con los atributos propios del enlace nupcial. Creo que es un caso que los entendidos en comportamiento humano habrían de explicar al mundo, si es que tiene explicación.

Aquí, daros un consejo. Es un consejo que cae por su propio peso pero que sé es difícil de realizar en ocasiones. Preparaos la sesión, visitad el Parc de la Ciutadella, con antelación, si no lo conocéis, y descubrir sus rincones, es más, si lo hacéis con un modelo o una modelo, aprovechad para hacerle una toma de fotos y ver cómo incide la luz sobre este y en las posibles dificultades con que os vais a encontrar. Y si lo conocéis, visitadlo igualmente, pero con la mirada del fotógrafo y la cámara. Ya sabéis que los fotógrafos miramos el mundo de una manera diferente.

CONCLUSIÓN

Espero que la pequeña selección que he puesto de fotografías del reportaje de boda que hice ese día en el Parc de la Ciutadella, sea de vuestro agrado y os pueda servir para futuras ideas. Por mi parte, comentar que es un cromen tener ese rincón, el Parc de la Ciutadella en Barcelona, y no aprovecharlo para un reportaje de boda o para una sencilla sesión fotográfica, de cualquier temática.

 

Josep García, fotógrafo de bodas en Barcelona y Maresme.